Las huellas dactilares podrían ser un método para la detección del consumo de cocaína

Científicos de la Universidad de Surrey han ideado una nueva forma de comprobar si una persona ha consumido cocaína: mediante las huellas dactilares. El estudio, publicado en la revista Clinical Chemistry, es el primero a gran escala sobre usuarios de cocaína, y podría conducir a un importante avance a cómo se detectan estas sustancias.

La investigación, realizada en conjunto con el Instituto Forense de los Países Bajos, utilizó la espectrometría de masa por pulverización de papel. Se detectaron muestras de huellas dactilares en papel cromatográfico, que puede separar sustancias, y luego lo trataron con productos químicos para analizar la huella digital e identificar al individuo.

Cuando la persona había consumido cocaína, la huella conservó algunos indicadores clave: benzolecgonina y metilecgonina, incluso después de que los participantes se lavaran las manos.

En el estudio se utilizaron 239 muestras de huellas dactilares, e increíblemente el equipo tuvo una tasa de éxito del 99%. Aunque no sea perfecto, es realmente impresionante.

Durante el estudio, se tardó alrededor de 4 minutos por muestra saber si la persona había consumido cocaína o no; sin embargo, los expertos afirman que esto podría reducirse drásticamente en el futuro para hacer una prueba aún más rápida y eficiente.

“El crear un método de prueba de drogas no invasivo y que proporcione un resultado definitivo en cuestión de minutos es un gran avance en nuestro campo”, afirma la doctora Melanie Bailey, una de las coautoras del estudio.

Los autores concluyen que la policía y los cuerpos de seguridad podrían comenzar a utilizar esta tecnología en una década.

Fuente IFLScience
Comentarios