Charles Schulz, creador de Snoopy, utilizaba sus dibujos de niños para describir una vida de profunda melancolía

Es extraño pensar que alguien que hizo feliz a cientos de miles de niños fuera una persona tan pesimista.

Charles Schulz es el creador de Snoopy, de Charlie Brown y de toda su pandilla, y, según la biografía ‘Schulz and Peanuts’ (es un juego de palabras: se suele presentar sus dibujos como ‘Snoopy and Peanuts’, identifica a Schulz con Snoopy) del autor David Michaelis, era un hombre tímido y solitario que usaba sus dibujos para describir un mundo de melancolía. Según Michaelis, Schulz se sintió inadvertido y sin amor, aún teniendo en cuenta la gran cantidad de seguidores de sus viñetas. ‘Él creía que nunca sería capaz de dibujar una tira cómica feliz, y era muy dado a decir que ‘la felicidad es una canción triste”, dice el autor de la biografía.
La familia comunicó que no está nada de acuerdo con las 655 páginas de la obra de Michaelis, e insisten que el hombre que se describe en la biografía ‘no lo conocen’. Su hijo, Monte Schulz, dijo en una entrevista: ‘¿Por qué nos habríamos reunidos todos nosotros junto a su cama durante tres meses si no hubiésemos sentido un enorme afecto hacia él?’, hablando de los meses previos a su muerte. Añade que ‘de haber salido que este era el libro que David iba a escribir, no habríamos conversado con él’. Michaelis se defiende; no niega que fuera un hombre divertido, cálido y encantador, con un gran sentido de la calma y la decencia, pero eso no anula la vida de soledad, tristeza e incompresión que llevaba.
Cuando sus personajes intentan amar, no sólo se encuentran con el rechazo, sino con la permanente e incluso brutal indiferencia, manifestada por la insensibilidad o por una profunda aceptación fatalista‘, explica Michaelis. Parece que todos los personajes de Schulz (Snoopy, Charlie Brown, Lucy, Linus…) tienen un pedazo de su vida, y en ellos pone Schulz, según David, los detalles más íntimos de su vida privada ante el público, incluso una aventura que llevó al divorcio con su primera esposa.
Michaelis ha tardado 6 años en escribir la biografía, en los cuales ha tenido acceso ilimitado a documentos de la familia de Schulz, ha realizado más de 200 entrevistas y ha leído y estudiado con detenimiento las 17.897 tiras cómicas del dibujante.
Fuente http://www.laflecha.net/canales/curiosid...

También podría gustarte Más del autor

Comentarios