El nuevo método chino para producir comida para 200 millones de personas

Científicos chinos han desarrollado una cepa de “arroz marino” súper resistente que se puede cultivar en agua salada y que está preparado para provocar una revolución en el cultivo de arroz, pudiendo alimentar a más de 200 millones de personas.

En la década de los 70, Yuan Longping fue uno de los primeros científicos en desarrollar variedades híbridas del arroz. Aprovechando el temor que supuso la teórica super expansión poblacional china en las siguientes décadas, su equipo le ayudó a crear numerosas variedades de arroz que crecen más rápido, rinden más y resisten más estrés. Hoy en día, hasta el 20% del arroz del mundo proviene de especies de arroz creadas a través de su trabajo pionero.

Este nueva cepa de arroz se ha desarrollado a través de años de selección, cruces y análisis genéticos. Durante el verano pasado, los investigadores completaron sus primeros ensayos a gran escala para cultivar en arrozales bombeados con agua de mar diluida con agua del Mar Amarillo, el cuerpo de agua que existe entre China y la Península de Corea.

Después del éxito en los experimentos, y a pesar de que es bastante más caro -ocho veces más que el arroz estándar-, ya han logrado vender seis toneladas. Sin embargo, se espera que el precio baje después de la comercialización. También se reducirá la necesidad de pesticidas, ya que los patógenos e insectos les resulta más difícil vivir en estas concentraciones de salinidad tan altas.

Enormes extensiones de campos chinos se han quedado vacíos porque el suelo y el suministro de agua es demasiado salino y alcalino. Existen ciertas formas para que el arroz silvestre pueda sobrevivir a esta salinidad, pero generalmente tienen un rendimiento bastante pobre -entre 1,12 y 2.25 toneladas por hectárea-. Sin embargo, esta nueva cepa híbrida puede producir entre 6,5 y 9,3 toneladas por hectárea. Este aumento en el rendimiento podría producir 50 millones de toneladas de alimentos, suficiente para dar comida a 200 millones de personas, según el South China Morning Post.

Fuente IFLScience

Curiosidades relacionadas Más del autor

Comentarios