Los hombres y las mujeres, nos orientamos de manera distinta

La ciencia ha demostrado que la creencia popular de que los hombres son mejores que las mujeres a la hora de orientarse no es del todo descabellada. O que, al menos, lo hacen más rápido. Por lo que el genero si influye en la orientación de un individuo. En concreto, el neurólogo Matthias Riepe, de la Universidad de Ulm (Alemania), estudió el cerebro de una docena de hombres y una docena de féminas mientras buscaba una ubicación en un espacio que no les era familiar. Y observó que mientras ellos tardaron una media de 2 minutos y 22 segundos, a ellas les llevó 3 minutos y 16 segundos encontrar el mismo camino.

La principal diferencia, según Riepe, residía en las áreas del cerebro que había empleado cada grupo. Los hombres usaban el hipocampo derecho y el izquierdo, mientras en las mujeres solo se activaba el hipocampo derecho. Además, las mujeres ponían en marcha neuronas la corteza prefrontal, que no se activaba en el cerebro masculino. Los autores lo atribuyen a que las mujeres se fijan en los hitos y marcas del camino para orientarse, mientras que los hombres se centran en la geometría del espacio recorrido. Por ese mismo motivo, añaden, a las mujeres se les suele dar mejor recordar la ubicación de las objetos dentro de una habitación o dónde han dejado las llaves.

cerebroestudiohombresmujeresorientación