Los aparatos más eficaces para ponerse en forma en el gimnasio

El ejercicio es importante para disfrutar de una buena salud. Por ello, para que nos rinda el tiempo que pasamos practicando deporte tenemos que ser conscientes de que cada parte del cuerpo necesita ser trabajada de forma diferente, así podremos obtener el máximo beneficio del tiempo que pasamos en el gimnasio.

Para ayudarte a aprovechar el tiempo al máximo, hemos seleccionado tres de los aparatos para gimnasio más eficaces para trabajar los músculos y potenciar diferentes partes del cuerpo:

Press de banca

Es posiblemente una de las máquinas más comunes en el gimnasio. Los principales músculos trabajados con esta máquina son los pectorales, los deltoides anteriores y los tríceps. Esto hace que el press de banca sea un ejercicio fundamental para entrenar el pecho. Normalmente se realiza con una barra o con mancuernas.

Para utilizar el press de banca tienes que tumbarte bocarriba en el banco, manteniendo la columna recta y los pies fijos en el suelo. La barra se debe agarrar con más apertura de la anchura de tus hombros, manteniendo los brazos fijos y sujetando la barra en paralelo al pecho. El movimiento consiste en subir y bajar la barra de forma controlada.

Prensa de pierna

Con esta máquina puedes realizar uno de los trabajos más completos para la musculatura de la pierna, trabajas toda la pierna en su conjunto: cuádriceps, femorales, gemelos, glúteos…

Para utilizar la prensa de pierna tienes que estar sentado, con la espalda apoyada, las rodillas flexionadas a 90º y las plantas del pie totalmente apoyadas y separadas a la altura de las caderas. Una vez te encuentres correctamente colocado, tienes que empujar la carga extendiendo las rodillas y las caderas de manera controlada hasta estirar las piernas completamente, manteniendo siempre la espalda pegada al respaldo y la planta de los pies totalmente apoyadas.

gym

Dorsalera

La dorsalera se centra en trabajar específicamente la espalda y los hombros, a través de un sistema de poleas. Es uno los aparatos más utilizados para aumentar la musculación y la fuerza de la parte superior del cuerpo.

Tienes que sentarte con la espalda muy recta y llevar la polea por detrás de la nuca, nunca por debajo de los hombros. Los muslos tienen que estar cómodamente colocados para evitar que las rodillas se levanten durante el ejercicio, tienes que poder agarrar la barra estando sentado, con una apertura de brazos del ancho de los hombros aproximadamente. Una vez bien colocado, tiras de la barra hasta el nivel de la barbilla más o menos, con la espalda bien colocada y sin soltar, manteniendo la resistencia a medida que lentamente la barra vuelva a la posición inicial.

El entrenamiento hay que personalizarlo y adaptarlo a tu cuerpo y fisionomía. Es importante que un profesional supervise que realizas correctamente los ejercicios con las máquinas para entrenar tus músculos sin riesgo. No sólo es importante entrenar, tenemos que tener cuidado con la forma en la que lo hacemos también.

Y recuerda: practicar deporte de forma habitual, mantener una alimentación adecuada y lograr un descanso de calidad son las bases para construir una forma de vida saludable.

Curiosidades relacionadas