Un estudio de nueve años encuentra la relación que existe entre el azúcar y el cáncer

Científicos del VIB-KU Leuven Center for Cancer Biology, en Bélgica, han encontrado una posible relación entre el azúcar y el cáncer, al revelar que la forma en que las células cancerosas descomponen el azúcar está relacionada con la estimulación del crecimiento tumoral.

Las células cancerosas tienden a producir energía de manera diferente a las células normales: usan un proceso que implica la fermentación de la glucosa en lactato, en lugar de aprovecharse de la respiración ordinaria.

Cada célula del cuerpo necesita azúcar para sobrevivir. Pero las células cancerosas parecen requerir más que las células sanas, y también parece ser que «rompen» el azúcar más rápido. El mecanismo por el cual el cáncer metaboliza rápidamente el azúcar se conoce como el ‘efecto Warburg‘. Los científicos han reflexionado durante mucho tiempo si este fenómeno está relacionado con la forma en la que crecen los tumores, con esa agresividad.

«Nuestra investigación revela cómo el consumo de azúcar hiperactivo de las células cancerosas conduce a un círculo vicioso de estimulación continua del desarrollo y el crecimiento del cáncer«, explica el autor del estudio, el profesor Johan Thevelein, en un comunicado.

«Por lo tanto, es capaz de explicar la correlación entre la fuerza del efecto Warburg y la agresividad tumoral. Este vínculo entre el azúcar y el cáncer tiene consecuencias radicales. Nuestros resultados proporcionan una base para futuras investigaciones en este dominio, que ahora se pueden realizar con un enfoque mucho más preciso y relevante«.

Antes no estaba claro si el efecto Warburg era solo un síntoma del cáncer, o si podría afectar el crecimiento del tumor. El nuevo estudio muestra que el efecto en realidad estimula el crecimiento de tumores cancerosos, aunque esto, de ninguna manera, significa que el azúcar causa cáncer. Los hallazgos han sido publicados en la revista Nature Communicatios.

Para llevar a cabo su investigación, los científicos han utilizado la levadura como organismo modelo. Esta también produce energía del azúcar a través de la fermentación, al igual que las células cancerosas; también contiene las proteínas «Ras», que se encuentran en el cáncer.

Uno de los papales de las proteínas Ras en nuestros cuerpos es controlar el crecimiento celular. Si los genes que los controlan mutan, las proteínas Ras pueden volverse permanentemente activas, causando demasiado crecimiento celular y, por lo tanto, la proliferación incontrolada de células cancerosas.

Entonces, usando la levadura, los investigadores analizaron la relación entre el Ras y el metabolismo del azúcar alto. «La principal ventaja de usar levadura fue que nuestra investigación no se ha visto afectada por los mecanismos reguladores adicionales de las células de mamíferos, que ocultan procesos subyacentes cruciales. Así, pudimos dirigir este proceso a las células de la levadura y confirmar su presencia en células de mamíferos», explica el mismo experto.

Estos hallazgos son muy emocionantes en términos del futuro en la investigación del cáncer, ya que sabemos más sobre la relación que tiene con el azúcar, pero un avance en la investigación no necesariamente equivale a un avance en la medicina.

Si el aumento de la ingesta de azúcar aumenta el crecimiento del cáncer, o si el sistema de desglose del azúcar del cáncer podría interrumpirse, siguen siendo, de momento, preguntas sin respuesta.

Curiosidades relacionadas