¿Desde cuándo somos Fashion Victims?

Hasta la Edad Media, los trajes que se usaban eran bastantes básicos aunque sí que variaban en el corte según la civilización y fundamentalmente las diferencias que marcaban entre unos y otros eran para diferenciar las clases sociales.  Por ejemplo en Egipto la prenda básica tanto para el esclavo como para el faraón era la pampanilla, por lo que se diferenciaban según la clase social eran los adornos: tocados, joyas…

Es a mediados del Siglo XIV cuando podemos hablar de los inicios de la moda. Los hombres comienzan a usar el jubón y el traje de las mujeres, aunque seguía siendo largo, se ajustó en las caderas para resaltar las formas femeninas y se hizo más escotado. Desde estos tímidos inicios de la moda,  hasta lo que conocemos hoy en día como moda, ésta ha conocido todo tipo de vestimentas y tendencias, los ricos tejidos y colores que se utilizaron en la primera mitad del renacimiento, la extravagancia de la vestimenta de los hombres en la corte del rey Luis XV o el vestido goyesco en España.

Durante las dos Guerras Mundiales, aunque parezca que la moda volvió a sus origines prácticos, ésta siguió evolucionado, adaptándose a las necesidades del momento.

Después de la Primera Guerra Mundial, la vida social cambió y nació una nueva clase social, la clase media. Las mujeres comenzaron a estudiar y trabajar, decantándose por pendas más cómodas (faldas con vuelo que se acortan y cuerpos muchos más amplios prescindiendo de los corsés).

En la Segunda Guerra Mundial debido a que el ejército hacia acopio de todas las reservas de nylon y poliéster, las mujeres empezaron a pintar una franja negra horizontal en la parte posterior de la pierna para simular las medias. Las mujeres, al tener que ocupar los puestos de trabajo de los hombres comenzaron a utilizar pantalones, abrigos amplios y turbantes.

Hoy en día, aunque cada uno tiene su propio estilo y preferencias a la hora de elegir su guardarropa, tod@s somos un poco fashion victims. Gracias a la gran variedad de tendencias que encontramos en el mundo de la moda, podemos decantarnos por diferentes estilos, clásico, casual, moderno….y también variamos de vestuario dependiendo de la hora del día y del evento al que vamos a asistir.

Por ello son muy cómodas las páginas webs que encontramos en internet y que aglutinan (a modo de centro comercial) tiendas de todo tipo donde podemos encontrar ropa de todo los estilos y para todas las ocasiones. Este es el caso de  curiba, dónde puedes encontrar más de 600.000 productos dedicados exclusivamente a la moda, desde camisetas o cazadoras hasta trajes de novia, sin olvidarnos de los más de  63.000 accesorios que nos darán el definitivo toque que estamos buscando para cualquier ocasión.

Curiosidades relacionadas