Las personas soñadoras tienen menos problemas

Soñar es una de las pocas cosas que podemos hacer gratis. Y, además, resuelve problemas, según un estudio de la neurocientífica Kalina Christoff. La investigación reveló que soñar despierto tiene efectos positivos en las personas. Tanto es así que la científica asegura que la mejor forma de resolver problemas es ser soñador.

En el estudio se observó el cerebro de varias personas por lo que se concluyó que éste se vuelve más activo al soñar despierto. Si el cerebro se mantiene activo, la actividad es más intensa por lo que es más fácil que resolvamos los problemas que nos sucedan, ya que buscaremos más opciones para acabar con ellos. Al soñar, producimos una intensa actividad en la red ejecutiva, una región del cerebro que está relacionada con la resolución de problemas complejos y utilizamos más recursos mentales y cerebrales.

Las personas solemos pasar una gran parte del día soñando, aunque se han realizado pocos estudios sobre ello ya que la ciencia no lo considera importante.

problemasSoñar