Un ecosistema en una botella

Sbotellai eres de esas personas que quiere tener un bonito jardín pero que, por pereza, hasta se les muere un cactus por no regarlo, David Latimer te puede demostrar cómo tener un ecosistema propio con solo tenerlo que regar una vez en cincuenta años.

Este hombre inglés plantó en 1960 un jardín de tradescantia en una botella de cristal, lo regó y lo tapó. Y hasta hoy en día, no ha vuelto a abrir el tapón. Tampoco le ha sido necesario. Los jardines dentro de una botella viven correctamente ya que ese espacio sellado crea un ecosistema completamente autosuficiente en el cual la flora pueden sobrevivir a través de la fotosíntesis para reciclar sus nutrientes. La luz que entra a través del cristal es lo único que lo conecta con el mundo exterior, pero es suficiente para darle energía. El agua no es un problema a corto plazo. Con regarlo una vez en 50 años es suficiente, ya que el agua que obtiene en el primer regado es absorbido por las raíces y se libera al aire durante la transpiración, que una vez fuera de las plantas se condensa y vuelve a caer a la tierra para que vuelva a ser absorbido por las mismas raíces.

La NASA no ha dejado pasar esta noticia y se ha interesado por el ecosistema en una botella. Creen que las plantas depuradoras serían muy útiles para crear una estación espacial autosuficiente.

Por otra parte, si la idea te parece interesante para investigar, aprender o símplemente para decorar, puedes hacerla sin problema y sin un gasto excesivo en agua. Tienes que disponer de un recipiente de vidrio de tamaño considerable y con un cuello lo suficientemente grueso como para poder manipular el ecosistema por él. Después, con añadir un poco de compost al fondo, y capas de arena gruesa y fina por encima y unas pocas rocas, podrás plantar tu flora (podrías utilizar la misma especie que eligió David Latimer, una tradescantia) y darle un regado que no se volverá a repetir en mucho, mucho tiempo. Después, cierra el recipiente y ponlo en un lugar donde pueda recibir luz de forma homogénea. Ya está, así tendrás tu maravilloso jardín en una botella que durará hasta tu próxima generación.

Fuente http://www.abc.es/ciencia/20130415/abci-...
Curiosidades relacionadas