Nanorobots para curar infecciones estomacales

En un futuro no tan lejano, la robótica podría entrar en el mundo de los los tratamientos farmacológicos. Y cada día falta menos, ya que investigadores de la Universidad de California en San Diego han tratado exitosamente una infección bacteriana gástrica en ratones gracias a unos micromotores. Aunque el uso de la nanotecnología médica no es nada nuevo, esta es la primera vez que se realiza un tratamiento de este tipo en un ser vivo.

Los micromotores utilizados miden solo la mitad del ancho de un cabello humano. Cargados con una dosis de antibióticos, viajaron a través del estómago neutralizando el ácido gástrico y distribuyendo con éxito los fármacos.

Normalmente, los medicamentos para tratar las enfermedades del estómago se administran por vía oral. Esto puede causar problemas porque los fármacos son a menudo sensible a los ácidos y pueden ser destruidos por ellos. Para evitar este hecho, los médicos recetan inhibidores de producción de ácido gástrico para que los medicamentos puedan hacer su trabajo.

Sin embargo, hay importantes efectos secundarios: dolores de cabeza, diarrea o fatiga, entre otros. En los peores casos, incluso puede provocar depresión o ansiedad.

Pero gracias al núcleo de magnesio y un polímero de carga positiva que les ayuda a adherirse a la pared del estómago, los nanorobots no tienen la necesidad de ser ayudados por otros agentes que puedan perjudicar tu cuerpo. El magnesio reacciona con el ácido gástrico para propulsarlo con una corriente de burbujas de hidrógeno, que reducen ligeramente su pH durante 24 horas.

Los investigadores han probado esta técnica en ratones infectados con la bacteria Helicobacter pylori,  que se encuentra en aproximadamente la mitad de la población mundial. Durante cinco días seguidos, probaron la eficacia de su administración, y después hicieron analizaron a los roedores. Los resultados, publicados en Nature Communications, muestran que los micromotores tenían tanto éxito en el tratamiento como la medicina oral, y sin efectos secundarios.

Quizá te interese:

Todavía son las primeras etapas, pero los investigadores ya han comenzado a planificar ensayos futuros para profundizar en las posibilidades de la nanotecnología.

Fuente IFLScience
Curiosidades relacionadas
Comentarios