¿Qué es la enfermedad del beso?

La mononucleosis infecciosa, popularmente conocida como la enfermedad del beso, es una enfermedad infecciosa producida por el virus de Epstein-Barr, un tipo de virus herpes que se transmite principalmente por la saliva.

Los síntomas tardan mucho en aparecer pero por el contrario, luego tardan mucho en irse. El virus suele ir acompañado de fiebre, ganglios inflamados, fatiga, erupciones e hinchazón del hígado. Actuamente no existe cura para el virus, se trata con líquidos, reposo y paracetamol, pero una vez que la persona ha sido infectada por la enfermedad del beso, tras pasar unos días con los síntomas, el virus queda almacenado durante toda la vida en el organismo, pero en modo inactivo.

La enfermedad se transmite principalmente por el intercambio de saliva, a través de besos, compartir vasos o botellas o incluso al compartir la comida. Asimismo, el tiempo en el que una persona es contagiosa varía. Puede ser mientras duren los síntomas o una vez que la persona esté recuperada. También hay que destacar que el virus puede sobrevivir durante unas horas fuera del cuerpo.

El virus de Epstein – Barr es el que provoca la enfermedad del beso, responsable también de una amplia gama de enfermedades, como el linfoma de Hodgkin y el linfoma de Burkitt

Artículos relacionados
Comentarios