En la ciudad iraquí de Tikrit se erigió un monumento al zapato lanzado a George W. Bush

La estatua de dos metros de altura fue revelada en la ciudad nativa del dictador Sadam Hussein. Se trata de un zapato en color bronce con un arbusto de plástico en su interior. En la placa que tiene se puede leer «Muntazer, en ayuno hasta que la espada rompe el ayuno con sangre; callado hasta que nuestras bocas digan la verdad».

El monumento se erigió en honor del periodista Muntaner al-Zadi, quien lanzó sus zapatos al expresidente de EEUU George W. Bush, en su última visita a Irak como presidente, durante una rueda de prensa mientras le llamaba «perro». El periodista fue encarcelado por atentar contra un jefe de estado.

Fuente http://www.reuters.com/article/2009/01/3...
Curiosidades relacionadas