Remedios naturales para combatir el insomnio o el dolor

Las abuelas siempre han dicho que no hay nada como los remedios caseros para combatir cualquier problema y precisamente varios estudios recientes avalan los efectos terapéuticos de los aceites esenciales de frutos y plantas.

Algunos de ellos, según explican los expertos, potencian la memoria, facilitan el sueño, combaten infecciones e incluso el dolor. No obstante, no dicen que puedan ser utilizados como sustitutos de los tratamientos médicos e incluso algunos pueden producir efectos secundarios como puede alergia por ejemplo.

El aceite esencial de un vegetal aromático muy usado en la cocina como es el tomillo posee un potente efecto antiinflamatorio. Al parecer, este aceite reduce en un 75% los  niveles de la enzima ciclooxigenasa 2, la cual está relacionada con las inflamaciones agudas o crónicas que provocan hinchazón, dolor y hasta fiebre.

Los científicos han comprobado que el efecto se debe al carvacrol, un compuesto químico muy similar en su mecanismo de acción al ya famoso resveratrol presente en las uvas y en sus productos derivados como el vino o el mosto, conocido comúnmente como el elixir de la juventud por sus efectos de antienvejecimiento –aunque estos no están probados científicamente-.

Por su parte, para dormir toda la noche como un bebé hay un remedio muy natural como es respirar esencia de jazmín, según ha descubierto el biólogo Hanns Hatt y sus colegas de la Universidad Heinrich Heine de Düsseldorf, en Alemania, quienes aseguran que el embriagador aroma de esta flor causa un efecto similar a la de los fármacos indicados sedantes y anestésicos usados para combatir la ansiedad y los trastornos del sueño como puede ser el insomnio.

 

Artículos relacionados
Comentarios