¿Sabías qué la extracción de petróleo puede provocar terremotos?

porque-se-producen-los-terremotosJunto con los huracanes y los tsunamis, los terremotos son sin duda uno de los fenómenos naturales más devastadores de nuestro planeta. El movimiento de las placas tectónicas alrededor de la Tierra genera sacudidas en la superficie terrestre, originando catástrofes que lamentablemente, no podemos evitar. En cambio, provocar terremotos no se escapa del control humano; de hecho, son varios los estudios que han relacionado la extracción de petróleo con los terremotos.

Para extraer petróleo se penetran rocas y diferentes capas terrestres hasta alcanzar el pozo que contiene el preciado fluido. A veces se llega a profundidades de 6000m. Luego se inyecta agua para aumentar la presión de los fluidos en el pozo. Cuando se alcanza un nivel determinado de presión, el petróleo asciende hacia la superficie. Otra técnica muy utilizada es la fractura hidráulica o fracking (término inglés) y se utiliza para liberar los hidrocarburos no convencionales atrapados en rocas de muy baja permeabilidad localizadas a gran profundidad. La técnica consiste en inyectar agua a presión, mezclada con arena y sustancias químicas, para fracturar la roca y permitir que el hidrocarburo se libere de forma horizontal a través de las grietas.

Si durante la extracción de petróleo, la inyección de agua se realiza cerca o en la línea de una falla (dónde se juntan dos placas tectónicas), puede aumentar el riesgo de terremotos. Las inyecciones de agua aumentan la presión de los fluidos subterráneos, que debilitan las fallas favoreciendo, a su vez, el deslizamiento de las placas tectónicas. Y es precisamente el roce entre dos placas tectónicas lo que puede originar un terremoto.

Se sabe que los terremotos naturales ocurren en zonas donde las presiones de los fluidos subterráneos son naturalmente altas (lugares como Yellowstone, por ejemplo), así que no debería sorprendernos que aumentar artificialmente la presión de estos fluidos aumente la probabilidad de que ocurra un terremoto.

La magnitud de los terremotos originados con la extracción de petróleo no suele superar los cuatro puntos, por lo que, generalmente, no suponen una amenaza para la seguridad pública. No obstante, la sucesión de estos pequeños terremotos puede contribuir al posterior desencadenamiento de terremotos de magnitudes superiores que sí pueden llegar a causar catástrofes.

o-PENNSYLVANIA-GAS-DRILLING-LAWS-ACT-13-facebookEn regiones como Oklahoma, el número de seísmos ha aumentado en 600 veces respecto a años anteriores, evolucionando de dos o tres pequeños terremotos al año a unos dos o tres cada día, según algunos informes. Esto mismo se ha observado en otros estados como Texas y en otras regiones del mundo, traduciéndose en un aumento a nivel global de los terremotos sucedidos cada año.

Otros problemas relacionados con la extracción de petróleo

Según un estudio realizado en el 2015 por investigadores de la Universidad de Oregón y de la Universidad de Cincinnati (EE.UU.) la fractura hidráulica tiene graves efectos en la salud humana (aumenta el riesgo de enfermedades respiratorias y de cáncer) y en el medio ambiente. Ello se debe a que la extracción de petróleo libera de hidrocarburos aromáticos policíclicos, sustancias químicas contaminantes altamente tóxicas y cancerígenas.

Otro estudio realizado por investigadores de la Universidad Johns Hopkins descubrió que los hogares ubicados en zonas rurales cercanas a los puntos de fractura hidráulica tienen una concentración de radón, un gas radiactivo de origen natural, un 39% más alta que los ubicados en zonas urbanas sin fractura. El radón es una de las causas más importantes de cáncer de pulmón.

 

Fuente http://www.upsocl.com/verde/confirmado-e...
Curiosidades relacionadas