¿Cuál es el origen del ‘truco o trato’?

Six children in costumes trick or treating at woman's house Halloween ya está aquí; una tradición que ha ido apartando al tradicional Día de Todos los Santos, pues es más divertida y más especial para los más pequeños. Una de las actividades que se realizan este día es el famoso ‘truco o trato’, que consiste en ir picando de puerta en puerta diciendo esa frase cuando abren la puerta para recibir caramelos.

Esta tradición tiene tres posibles orígenes, a cada cuál más curioso, y en No Sabes Nada te los enseñamos.

La primera historia del origen del ‘truco o trato’ nos lleva hasta Irlanda. Allí, la historia de un supuesto hombre llamado ‘Jack’, la cual profundizaremos más adelante, cuenta que fue condenado a vagar por las tinieblas el resto de sus días, pero volvía al mundo de los vivos la noche del 31 de octubre al 1 de noviembre. Jack dedicaba este tiempo en ir deambulando por las casas de su ciudad al grito de ‘truco o trato’, siendo evidente que es mejor opción hacer un trato que recibir un truco de un espíritu, que podía ir desde prender fuego a la casa o maldecir a las personas que residían en ella por el resto de sus vidas.

La segunda versión está ambientada en el siglo XVI-XVII, en una época de persecución hacia los católicos de parte de los protestantes. Ante dicha persecución, los católicos pretendían llevar a cabo un atentado contra el monarca en el Parlamento, pero la detención del cabecilla de la idea, Guy Fawkes, y la posterior tortura a la que fue sometido, hizo que dicho atentado no se llevase a cabo. A modo de burla, los protestantes se ponían máscaras y acudían a casa de los católicos diciendo ‘truco o trato’, recibiendo cerveza y comida.

Por último, el tercer posible origen de esta costumbre está en Escocia, donde parece ser que había un juego parecido entre los niños, en el que recibían alimentos o dinero a cambio de cantar, recitar un poema o cualquier otro tipo de habilidad.

Fuente http://www.aulafacil.com/articulos/sabia...
Curiosidades relacionadas
Comentarios