Crean una prueba para detectar el cáncer que tarda solo 10 minutos

Un grupo de investigadores australianos afirma, en un nuevo estudio, que han desarrollado una prueba de no más de 10 minutos que es capaz de detectar células cancerosas en cualquier lugar del cuerpo. Si las pruebas adicionales logran los mismos resultados, este logro podría ser un verdadero avance en la lucha contra esta patología.

El diagnóstico rápido del cáncer podría ayudar a tratarlo en etapas tempranas, lo que podría ayudar a millones de personas. La prueba funciona al encontrar una nanoestructura de ADN única que parece ser común a todos los tipos de cáncer. Lo que es especialmente notable es que la variabilidad de los cánceres hace que encontrar una firma común por todos sea muy complicado.

La doctora Laura Carrascosa explicó que el equipo creó una herramienta que puede observar qué cambios ocurren en todo el nivel de genoma de las células. En particular, lo que notaron es que los grupos metilo en una célula sana se pueden encontrar en todo el genoma, mientras que en las células cancerosas los genomas «son esencialmente estériles, excepto por grupos intensos de grupos metilo en ubicaciones muy específicas».

El equipo encontró que cuando se agrupan grupos de metilo en una solución, los fragmentos de ADN del cáncer se pliegan en nanoestructuras tridimensionales inusuales. Este avance llevó al desarrollo de una prueba con nanopartículas de oro (donde se adhieren mejor) que puede cambiar de color para mostrar si el ADN del cáncer está presente.

El doctor Matt Trau, que también ha participado en la investigación, afirma que «esto ha llevado a la creación de un dispositivo de detección barato y portátil, quizá incluso compatible hasta con teléfonos móviles».

Esta tecnología ha demostrado tener una precisión del 90% cuando se utiliza en un grupo que incluye a 200 muestras de cáncer humano y ADN normal. Las enfermedades detectadas van desde el cáncer de mama hasta el de próstata, pasando por el de intestino, linfoma…

Los investigadores instan a la precaución y dicen que aún no saben si lo que han creado es «el santo grial para los diagnósticos del cáncer». Otros científicos se han mostrado escépticos, señalando el hecho de que este tipo de pruebas puede producir falsos positivos, lo que lleva a pruebas más caras, y tampoco esta prueba puede mostrar qué tan grave es la extensión de la enfermedad.

Dicha tecnología podría ser muy útil en áreas rurales o subdesarrolladas, donde no hay recursos médicos disponibles. También puede ser útil para monitorear personas que ya han sufrido de esta enfermedad.

Fuente Big Think
Curiosidades relacionadas