Las jirafas duermen con la cabeza en su trasero

giraffeheader En nuestra vida, solemos pasar entre 20-25 años durmiendo ya que nuestros cerebros necesitan mucho tiempo para descansar; pero hay animales que logran sobrellevar sus días con mucho menos descanso. Uno de estos ejemplos son las jirafas: hasta mediados de los años 50, creían que no dormían en absoluto. Ahora sabemos que sí duermen, pero estos mamíferos son una de la especies que menos descansan en la Tierra.

Un vistazo rápido por Google te dirá que las jirafas duermen, de media, unos 30 minutos al día, pero no es del todo exacto. En promedio, suelen pasar 4 horas al día durmiendo, aunque no seguidos; puede que el dato no sea muy sorprendente, teniendo en cuenta que suele correr el rumor de que sólo duermen media hora al día, pero tan sólo están 4 años de su vida durmiendo.

Durante un análisis en profundidad del estudio del sueño de las jirafas realizado en más de 152 noches, los investigadores de la Universidad de Zurich descubrieron que cuando las jirafas duermen, ya sea de pie o acostados, lo hacen apoyando su cabeza en su trasero, sobre todo los bebés.

Hay una idea errónea de que no hay depredadores de jirafas. Pero cuando las cosas se ponen serias, los leones y otros grandes felinos suelen cazarlas. Aunque estos rumiantes pueden llegar a alcanzar los 60 kilómetros por hora, y pueden ser difíciles de alcanzar en una carrera, les toma mucho tiempo levantarse del suelo, y eso puede hacerles ‘presa fácil’: los más pequeños les puede costar menos levantarse, pero los que ya son adultos y han alcanzado su máximo de peso, suelen ser los que caen en las garras de los felinos.

Lo que sí es cierto es que duermen con un ojo abierto; las jirafas suelen echarse cabezadas de no más de cinco minutos, y ocasionalmente lo hacen ‘echando un vistazo’ como estrategia de descanso de alta alerta. Este modo de dormir es utilizado por muchos animales, como los delfines, los murciélagos de la fruta y aves como el ánade real y los pollos.

Para finalizar, cuando nosotros dormimos en una posición extraña, solemos tener dolores al día siguiente. Entonces, ¿cómo pueden dormir ellas en dicha posición sin tener consecuencias? Por sus vértebras: sus largos cuellos tienen siete vértebras, pero con más espacio entre ellas y acopladas entre ellas con una articulación extremadamente flexible. Esto les permite tener una gran amplitud de movimientos en cada sección del cuello.

Fuente http://nerdist.com/giraffes-barely-sleep...
Curiosidades relacionadas