El corazón de la Vía Láctea puede haber parado de formar estrellas

Cuanto más te acercas al centro de la galaxia, puedes encontrar más estrellas. Sin embargo, un estudio sobre los interiores de la Vía Láctea sugiere que hay una escasez casi total de estrellas jóvenes alrededor del eje central, cosa que proporciona información sobre la evolución de las galaxias.

Las variables Cefeidas son una valiosa herramienta para comprender el universo. Estas estrellas supergigantes hacen de señuelo para determinar su distancia, ya que la luz que emiten es perfecta para poder calcularlo. Estas referencias han permitido medir las escalas tanto de nuestra galaxia como las más cercanas.

El profesor Noriyuki Matsunaga, de la Universidad de Tokio, iba a la búsqueda de variables Cefeidas en el interior de la Vía Láctea. Utilizó un telescopio capaz de mirar a través del polvo que bloquea la luz visible en esta dirección y se sorprendió de lo que encontraba: no había ninguna variable Cefeidas en unos 8.000 años luz del núcleo de la galaxia, casi un tercio de la distancia desde el núcleo de esta al Sol.

«Hemos encontrado hace algún tiempo que hay Cefeidas en el corazón de la Vía Láctea (en un radio de unos 150 años-luz), afirma Noriyuki en un comunicado. «Pero ahora hemos descubierto que, fuera de esta zona, hay un enorme desierto que se extiende a 8.000 años luz del centro».

«Los resultados indican que no ha habido ninguna formación significativa de estrellas en esta región durante cientos de millones de años», afirma el coautor del estudio, Giuseppe Bono, de la Universidad de Roma.

 

Fuente http://www.iflscience.com/space/the-milk...
Curiosidades relacionadas